Ben Affleck, Sandra Bullock, haters y contra-haters: Una historia de (des)amor

Publicado: octubre 4, 2013 en Cine, Reflexiones Random
Etiquetas:, , , , , ,

Aquí estoy otra vez con mis empanadas mentales. Que sí, que ya sé que me pongo pesada, pero pasarse la vida en Twitter es lo que tiene. El tema de hoy me lleva dando vueltas a la cabeza desde que se anunció el fichaje de Ben Affleck como próximo Batman y provocó algo así como el Apocalipsis tuitero-comiquero-cinéfago. Hordas y hordas de enfurecidos cruzados del tuit (muchos de los cuales, aventuro, no han leído un cómic de Batman en su vida, aunque eso es otra historia) llamaron de todo menos guapo al pobre Affleck, y hasta hubo una personita por ahí que tuvo la brillante idea de abrir una petición en Change.org para que Warner retirase el papel de manos del actor. Dejando a un lado lo lamentable del hecho de utilizar una herramienta como Change para protestar porque un actor no te gusta, no dejaba de ser una muestra más de las pataletas de esos ¿simpáticos? personajillos llamados haters.

Ben Affleck: Heraldo del Apocalipsis tuitero

Ben Affleck: Heraldo del Apocalipsis tuitero

Haters los hay de todos los tamaños, colores y formas, de cualquier cosa que pueda existir, en cualquier medio que nos podamos imaginar. A veces lo son por mero borreguismo (si algo le gusta a todo el mundo, tiene que ser una mierda), a veces porque es lo que les han enseñado (mirad lo que pasa entre los fans acérrimos de Marvel y DC, y de eso sé un rato), y a veces porque el exceso de hype combinado con algo de poca calidad alimenta cabreos gigantescos (te estoy mirando a ti, final de Perdidos). En cualquier caso, no es una actitud precisamente madura, aunque todos incurramos en ella en mayor o menor medida y de forma más o menos subconsciente. Si lo pensamos, la forma en que se vende el mundo del fandom, sea cinematográfico, comiquero o en el mundo de los videojuegos, alimenta ese tipo de actitudes y se nutre de ellas. Si no hay nadie que te odie apasionadamente, es que no vale la pena fijarse en ti; no levantar amores y odios es símbolo de mediocridad, al menos en un mundo tan competitivo como el del entretenimiento de masas.

Sin embargo, al calor de los haters, ha nacido otra gama de personajes que, personalmente, me molestan igual o más: los contra-haters, o, como yo los llamo, los cruzados de las causas perdidas. Esos quijotes que salen a defender valientemente a las pobres estrellas de Hollywood que sufren en sus carnes las iras de los injustos. El caso de Ben Affleck, al igual que el de Sandra Bullock en Gravity, los ha hecho salir a la luz en sus brillantes armaduras. Que es, con perdón, igual de triste. Evidentemente, no hay motivo alguno para odiar con tanta intensidad a alguien porque sí. Alguien comentaba el otro día que “no conocéis a Sandra Bullock, no tenéis motivos para que os caiga mal”. Cierto. Igual de cierto que, al no conocerla, tampoco tengo motivos para que me caiga bien. Es una actriz. Punto. Y como tal, no hay motivos concretos para que caiga bien o mal, depende de cada persona y de sus gustos o carácter. Sandra Bullock, como Ben Affleck o como todos sus compañeros de profesión, es un producto. No me malinterpretéis, ya sé que son personas, pero cuando estrenan una película, son un producto más, un aliciente más con que venderla. De hecho, son el producto estrella de sus respectivas películas, porque normalmente es su imagen la que sirve para vender entradas. Y como producto que son, tengo todo el derecho del mundo a que me gusten o no. 

Y es que esos grandes defensores del honor de las estrellas hablan como si fuera pecado decir que no te gustan. Lo que no está bien es hacer gilipolleces como lo de Change. Es injusto, además de inmaduro y patético. Tampoco está bien acechar los rodajes para chillarle a los actores lo mucho que te disgusta que vayan a hacer una película concreta, como le ha pasado a Charlie Hunnam desde que se anunció que va a ser Christian Grey (¡Es una señal! ¡Huye, Charlie, huye!). Eso, además de inmaduro y patético, bordea el acoso. Pero lo que no veo normal es que no pueda decir que un actor, actriz, director o lo que sea no me gustan, o que me caen mal, sin que el dedo acusador de los cruzados me señale al grito de: ¡¡HATER!! Pues sí, señores, Sandra Bullock me cae mal, me ha caído mal toda la vida y no va a dejar de hacerlo ahora. Eso sí, si Gravity es una jodida obra maestra, no tendré problema alguno para decirlo en voz alta. Igual que defendí que Anne Hathaway, que me cae igual de mal, merecía no un Oscar, sino veinte, por su trabajazo en Los Miserables. Pero no me vengáis a decir que no puede caerme mal. Claro que puede. Y vaya si lo hace.

640_Sandra_Bullock_Gravity_

Eso no quiere decir que no pueda valorar sus trabajos. A veces me cuesta, lo reconozco, porque las pasiones son viscerales y no nos dejan ser imparciales. Igual que soy capaz de reconocer que alguien a quien adore ha hecho una mierda inenarrable, puedo admirar que alguien que me cae mal ha hecho un trabajo acojonante. Pero no por eso dejará de caerme mal. No necesito que me vendáis razones por las que Ben Affleck -que, por otro lado, es un tipo que me cae simpático- va a hacer un Batman ultramegacojonudo (que será cuestión de verlo cuando se estrene la película), cuando horas antes os estábais cachondeando de él sin piedad. Ni que me digáis que pobrecita Sandra Bullock, cuando estáis tuiteando cosas como: “Quien me iba a decir a mí que iba a gustarme una peli de la Bullock”. Me da exactamente igual, porque voy a seguir opinando lo mismo de ellos y, la verdad, voy a pensar de vosotros que sois tan inmaduros y “subidos al carro” como los haters. Ah, y por cierto, a Ben Affleck, Sandra Bullock y los demás, lo que yo opine de ellos les importa una mierda. Y lo que opinéis vosotros, también.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s